No te asustes, pero…

¿Cómo puede ser que todavía no te sepas todas las formas de conjugar los verbos irregulares en inglés? ¡Es algo básico a la hora de poder aprender el idioma! Aprendértelos debe ser una prioridad para ti. Para que veas todo lo que deberías de haber memorizado ya, aquí te dejo un enlace, es un listado bastante extenso, así que lo dicho: ¡no te caigas de la silla! Aprender verbos irregulares en inglés puede llegar a ser una pesadilla. Son muchos y no hay casi fórmulas que funcionen, pero aquí te damos un truquito.

Estoy exagerando un poco, espero que no te hayas puesto a estudiarte la extensa lista que te hemos facilitado, ya que sería algo casi, casi imposible. Existen muchísimos verbos irregulares, por no decir la gran mayoría de ellos, en la gramática inglesa, es más hasta nuestros profes de la Academia de inglés de Inglaterra en Casa dicen que siempre nos quedemos y memoricemos los que más utilizamos en nuestra vida cotidiana, ya que son los que realmente necesitarás a la hora de expresarte en inglés.

Ya sé que es muy complicado, como os he comentado arriba, incluso hasta para gente nativa, como en este caso nuestros profes, por eso he decidido daros unas pautas simples y sencillas que os ayudarán a la hora de hacer más fácil el aprendizaje.

Aprender verbos irregulares en inglés: un truco para aprendértelos

¿Utilizar nuevos métodos de aprendizaje o continuar con métodos antiguos y más complicados?

Os voy a dar unas pautas y trucos para que a la hora de aprender, memorizar y saber todos o algunos de los verbos irregulares en inglés os sea mucho más fácil. Pero antes… ¿qué es un verbo irregular?

La definición es clara: un verbo irregular en inglés es aquel verbo que cuyo pasado simple y participio simple no siguen ninguna norma o regla. Pensarás que es un lío, y la verdad, lo es, pero para eso estamos, para intentar que con estos consejos puedas saber cada día un poco más. Para ello vas a contar con una metodología nueva, que aunque nunca la hayas escuchado, será por el nombre tan raro que tiene, seguro que la has utilizado muchas más veces de lo que piensas. Pero claro, ¿quién no se ha quejado de su mala memoria?

La Mnemotecnia

Seguro que has utilizado esta técnica más de lo que piensas. Es una técnica de memorización y asociación de palabras con imágenes o hechos cotidianos que se almacenan en nuestra memoria. El cerebro humano tiene una gran capacidad para asociar imágenes con palabras y hechos ya ocurridos, que hace que después no nos sorprendamos y prestemos más atención a cosas y palabras que son menos comunes y extraordinarias.

Si queremos empezar a utilizar esta técnica de memorización para aprender verbos irregulares  en inglés y poder almacenar en nuestra memoria absolutamente todos los verbos  irregulares que existen en la gramática inglesa, tenemos que seguir unos pasos.

Los pasos son los siguientes:

  • Primero: Hay que asociar los verbos con imágenes que nos hagan recordar y asociar esos verbos una vez hecho esto, la información recibida se guardara en una parte de la memoria.
  • Segundo: Una vez guardada la información, cuando queramos utilizarla, volveremos a esa parte de la memoria.
  • Tercero: Y por último, recordaremos la imagen que hemos asociado a esa palabra y habremos recordado lo que íbamos buscando.

Un ejemplo seria el verbo “Read” (Leer), es un verbo que con el infinitivo la pronunciación es /i/, pero que con el participio y pasado la pronunciación es con /e/. Este verbo estaría asociado a la imagen de un libro, una revista o incluso un comic, dependiendo del gusto del lector. Bueno veamos algunos de los métodos más comunes para aprender verbos irregulares en inglés:

  • Casilleros mentales: consisten en preparar un listado de palabras que tengas en tu memoria y que sean conocidas por ti e ir asociando verbos a esas palabras. Este método te permite recordar listados de palabras rápidamente para aprender los tiempos verbales ingleses te sería de gran ayuda.

También se unen a los casilleros mentales otros métodos, como son:

  • Conversiones numéricas: técnica que consiste en asignar a  los números consonantes del alfabeto, para así poder añadirles las vocales, consiguiendo una palabra clave en tu memoria. Debes crear una lista con las consonantes y a estas asociarles el número correspondiente para que así tu memoria logre recordarla. Un ejemplo: quieres memorizar el número 45, al número 4 le asignas la consonante C y al número 5 la consonante M, puedes crear la palabra CAMA y así será más fácil de retener el número en tu memoria, utilizando una palabra que es muy utilizada en tu vida cotidiana.
  • Memorizar algo a través de una historia o un recuerdo personal: en el caso de que tuvieses que memorizar una serie de palabras, por ejemplo: casa, oso, tren, creas a partir de esas palabras una historia que no sea difícil de aprender y memorizar: El oso tuvo que coger un tren para poder llegar a su casa.
  • Creación de música o versos: este método está más orientado hacia gente con gran facilidad musical o poética. Es verdad que este método es más práctico para la memorización de tablas de adverbios, preposiciones e incluso verbos. Pero como he dicho, depende de tu facilidad creativa a la hora de poder crear una canción o un poema.
  • Y por último, está convertir una palabra en una imagen.

¿Si tuvieseis que memorizar el nombre de nuestra empresa que es Inglaterra en Casa, que imágenes le asociarías? Lo primero que se me viene a mí a la cabeza es la bandera de Inglaterra, la asocio al país en cuestión y el dibujo de una casa, más simple, o menos bonita, pero al fin y al cabo es una casa.

Si utilizase el método del casillero mental, sé que en mi memoria la palabra casa es fundamental para la mayoría de personas, pero Inglaterra a lo mejor es menos común. Pues crearía un casillero con la palabra Inglaterra y la asociaría por ejemplo al inglés que es la lengua nativa de allí. Así cada vez que tenga que acordarme de Inglaterra la asociare al inglés. ¿Os parece?

Al igual que el verbo Read, es un verbo que sus tres formas verbales acaban igual: Read/Read/Read, pero ¡ojo con su pronunciación!, si encasillases este verbo en los casilleros mentales lo podrías hacer con la palabra red, ya que el infinitivo se pronuncia igual. Y si quisieras utilizar el método de crear una historia o una cosa que ha pasado en tu vida, podría ser: Rafa Nadal subió a la red para conseguir el punto ganador.

Os recuerdo que se trata de utilizar las herramientas que ya existen en tu memoria y jugar con los diferentes métodos que os aconsejamos. ¡Utiliza el que más se acople a tu personalidad!

El éxito de esta metodología está en asociar palabras o imágenes que tenemos en la mente y que nos sabemos de memoria y reutilizarlas dándole otro significado, sería como un juego de palabras. Aprender verbos irregulares en inglés ahora seguro que ya no te parece algo inalcanzable. ¿Verdad?

Quienes mejor utilizan esta metodología, la mnemotecnia, son los niños más pequeños una vez que empiezan a utilizar la memoria y a desarrollarla. Como he dicho al principio, la mnemotecnia es muy útil para retener en nuestra memoria cosas difíciles, como formulas, adverbios, tablas químicas, etc. Pero para eso está esta técnica, para poder desenvolver la memoria y darle una fuerza que haga que se amplíe.

Uno de los autores más destacados y defensores de la Mnemotecnia es Luis Sebastián. Según palabras suyas, se podría definir la mnemotecnia como:

Tened presente que la memorización es siempre un acto creativo. Memorizar no es el trabajo anodino de pasar una, otra y otra vez por el mismo sitio. Se trata más bien de, en donde estés, crear un espectáculo fantástico alrededor del tema a memorizar”.

Hay que hacer referencia al gran éxito popular que tuvo Harry Lorayne con  su libro How to develop a super-power memory, traducido a numerosos idiomas y guía para la gente que empezó a formarse con el método de la mnemotecnia en las diferentes técnicas de la memorización.

Pero estas técnicas alcanzarán su mayor esplendor con la creación de los Campeonatos mundiales de memoria, allá por 1991, promovidos por Tony Buzan. En estos Campeonatos se forjará otra de las grandes teorías de la mnemotecnia, el Sistema Dominic O’ Brien, el cual fue ganador de estos campeonatos 8 veces.

En la actualidad

¿Qué nuevos cambios tomará este método? No nos podemos olvidar de la evolución que ha habido durante estos últimos años a nivel informático. De ahí que la evolución de las nuevas tecnologías será muy importante para el devenir de la mnemotecnia. Internet y los nuevos dispositivos electrónicos nos abrirán puertas y realidades que para nosotros antes eran muy difíciles de imaginar y que solo existían en nuestra imaginación.

Al fin y al cabo utilizar el método de la mnemotecnia es un gran avance desde una edad muy temprana, ya que te sirve para empezar a reconocer palabras y guardarlas en la memoria. También lo es para una edad más tardía, como en el caso de las personas mayores interesadas en volver a aprender, como por ejemplo comenzar a estudiar una carrera universitaria.

Se suele decir que el saber no ocupa lugar. Vale, no ocupa lugar, pero hay que volver a enseñar a la memoria a retener otra vez la información necesaria para quedarte con  los nuevos conceptos que vas a ir aprendiendo de nuevas. Vuelves a reutilizar los sistemas que utilizabas en la antigüedad o época estudiantil, pero ¿por qué quedarte en la Prehistoria y no utilizar un método que ya usas inconscientemente? Piensa en los pros y contras de cada método, infórmate y medita utilizando un sistema cada vez para aprenderte aunque sea un nuevo punto de la lección a aprender. ¿Quién te dice a ti que a lo mejor eres un genio en la utilización de casilleros mentales o eres un nuevo Cervantes y recreas el Quijote a tu modo? Prueba, piensa, medita y compara; así encontraras tu sistema de memorización ideal para aprender verbos irregulares en inglés sin tanto esfuerzo.