Academia: 961 936 926 Campamentos: 96 114 09 80

Manchester United (2) – Sunderland (1)

Partido épico a todas luces el vivido anoche en Old Trafford, que acabó con la clasificación del Sunderland para la final de la Copa de la Liga ante el Manchester United. 120 minutos con un desenlace dramático, que llevó a una tanda de penaltis en la que se nublaron casi todos los lanzadores: 10 lanzamientos, solo 3 goles, 4 atajados por los porteros y 3 a las gradas. Phil Bardsley y Vito Mannone fueron los héroes del Sunderland AFC, uno con su gol en el minuto 119 y el otro con dos penaltis atajados en la tanda final.

El partido fue tenso y poco acertado, denotando el nerviosismo de un Manchester United que se acerca a la catástrofe en su primer año después de Alex Ferguson. David Moyes no da con la tecla y solo siguen con opciones en la Champions League. El Sunderland, tras el calamitoso comienzo de temporada con Paolo di Canio a los mandos, sigue una línea ascendente aunque mantiene lagunas de concentración importantes. Ahora mismo, hasta la final de la Capital One Cup, la prioridad es sacar a los Black Cats de los puestos de descenso.

Marcos Alonso y Januzaj

Protagonistas: Bardsley, Chicharito, De Gea, Mannone, Moyes, Poyet

Un partido tenso, decíamos, y se notó en todo momento. Pases imprecisos, choques constantes, controles fallidos, despejes absurdos… pero los nervios se hicieron carne en los dos últimos minutos de la prórroga. El United se adelantó en el 37 con gol del central norirlandés Jonny Evans y esperó a coger desprevenido al Sunderland con un contraataque. No se dio el caso y se llegó al tiempo añadido. En la prórroga ya no le valía el resultado al Sunderland, por lo que se fue desesperado al ataque. Incapaces de superar la barrera defensiva del United, los Black Cats centraban balones al área con escaso resultado. En esto que Phil Bardsley, ex del United, dispara desde fuera del área en el minuto 119, raso, bastante centrado, no muy fuerte, y David de Gea se equivoca. No se coloca bien, el balón toca en su mano y entra llorando. La apoteosis para los Black Cats, que ya se ven en Wembley. La cara de Moyes es un poema. Pero el Manchester United espabila, y en un minuto consigue el 2-1 gracias a Chicharito, a pase de Januzaj. No hay tiempo para más y se va a la tanda de penaltis.

Una tanda que resulta un despropósito. En el United solo anota Darren Fletcher, erran Phil Jones y Welbeck, y Mannone ataja a Januzaj y Rafael da Silva. Por el Sunderland no es mucho mejor, pero sí lo suficiente: aciertan Marcos Alonso y el coreano Ki con mucha sangre fría, Gardner la manda fuera, mientras que Fletcher y Adam Johnson ven sus tiros parados por De Gea. El Sunderland está en la final, y Poyet muestra una alegría contenida.

Los jugadores celebran con Mannone sus paradas

El Sunderland a la final de la League Cup

El Sunderland viajará al mítico estadio de Wembley el 2 de marzo para jugarse el título contra el todopoderoso Manchester City de Manuel Pellegrini, con Agüero, Yaya Touré, Silva, Navas… un equipazo que se encuentra en una racha demoledora, pero contra el que el Sunderland está teniendo buenos resultados en estas últimas temporadas: cuatro victorias consecutivas por 1-0 en el Stadium of Light.

La hinchada mackem se prepara ya para el primer viaje a Wembley desde 1973, cuando el Sunderland ganó la FA Cup por última vez. 9000 aficionados se desplazaron hasta Manchester ayer, un frío día invernal entre semana. Seguro que el día de la final no faltará el apoyo de una afición fiel hambrienta de alegrías.

El Sunderland entero celebra el pase a la final
Fotografías: www.safc.com